ASESORÍA PARENTAL
Captura de pantalla 2019-12-01 a la(s) 2

Si eres mamá o papá, seguramente habrá ocasiones en las que te sientes sobrepasado y desbordado, tal vez ineficiente e impotente frente a la paternidad, pueden surgir distintas complicaciones y múltiples interrogantes.


Una asesoría parental te ofrece orientación para que puedas acompañar a tus hijos en su proceso de maduración, te ayuda a verlos desde una perspectiva distinta para poder entenderlos, y así, lograr darle a cada uno lo que necesita para desarrollarse sanamente y alcanzar su máximo potencial.

 

Es un espacio en donde tendrás la libertad para hablar sobre sentimientos, estados de ánimo y creencias, romper paradigmas y reconstruirte.

¿Cuándo acudir a una asesoría parental?

  • Si como mamá o papá te sientes desorientado, confundido o angustiado.

  • Cuando se presentan conflictos en la relación entre un hijo con alguno de los padres o con ambos.

  • Si las relaciones al interior de la familia están siendo complicadas, cargadas de agresión o existen problemas de comunicación.

  • Si el proceso de separación de los padres se vuelve complejo y difícil de manejar.

  • Cuando el estado de ánimo del niño o adolescente influye negativamente en el funcionamiento del ámbito escolar, familiar o social.

  • Si se observan frecuentes arranques de ira y/o malhumor, o cambios bruscos en el estado de ánimo del niño o del adolescente.

  • Baja autoestima, auto reproches, conductas autodestructivas.

  • Cuando hay un desafío constante a la autoridad, ya sean los padres, profesores o algún otro adulto.